28 de enero de 2013

No pidas sardina fuera de temporada

Más allá de lo que quisieran decirnos los creadores del detective adolescente Flanagan, en esta ocasión me quedo con la literalidad del título de su primer libro, 'No pidas sardina fuera de temporada', un imperativo que no obedezco y que (lo asumo) me gusta incumplir.


Me gusta comer helado en invierno, ir de vacaciones a la playa en febrero, celebrar la Navidad fuera de esa época en la que la gente se vuelve un poco loca y sacar la basura por la mañana para evitar la oscuridad de la noche.





Disfruto con las fiestas de disfraces más allá de los carnavales; con las recomendaciones del sombrero loco, que celebra el feliz no cumpleaños y hasta hace poco limpiaba la casa el 'día de resaca'.




Como bombones a pesar de que no haya motivo de celebración y turrón más allá del mes de diciembre y creo que siempre es un buen día para recibir un regalo a pesar de que no vengan Melchor, Gaspar y Baltasar.





Me gusta librar un día entre semana mientras los demás trabajan, comer chocolate caliente en verano y beber vino blanco con la carne roja. 





¿Cuáles son tus placeres de fuera de temporada?

21 de enero de 2013

Sweat, baby, sweat!!

Lo confieso, lo que más me gusta de ir al gym es el antes y el después. El durante es un rollo porque me da el flato, me pica el sudor y me estresa tener que luchar por conseguir una cinta de correr libre, sobre todo, en las horas punta y las épocas postvacacionales cuando todo el mundo decide que es el momento de volver a ponerse en forma.

Como he dicho, a mi lo que me gusta es el antes y el después. El después es obvio. Me gusta porque me siento como una reina a pesar de que lleve los pelos hechos un cuadro, por la ducha relajante, porque pienso que puedo comer lo que quiera aunque no haya llegado a estar ni dos horas en el gimnasio y porque parece que el sillón atrapa mucho más que cualquier otro día.


Lo del antes tiene más que ver con el postureo que con el sentirse bien. Me calzo mis zapas flúor y diseño la playlist que me va a acompañar en esos momentos de duro ejercicio físico. 





   
SPORTY PLAYLIST

1. Lala Song & Sugarhill Gang. Bob Sinclair
2. Ca plane pour moi. Plastic Bertrand
3. Maniac. Michael Sembello
4. Karma Chameleon. Culture Club
5. The Way you make me Feel. Michael Jackson
6. Rey del glam. Fangoria
7. Don't leave me this way. The Communards
8.Start me up. The Rolling Stones
9. September. Earth, Wind and Fire
10. I´m so excited. The pointer sisters



14 de enero de 2013

Y si ...


El 2013 ya está aquí y con su mes de enero llegan los deseos, anhelos y propósitos para este año, que todo el mundo desea que sea bueno a pesar de que expertos, periódicos y políticos dicen que va a ser bastante duro.

Además de minar la moral de los jóvenes, vaciar los bolsillos de las familias y arruinar a los emprendedores, la crisis ha afectado a esa lista de deseos de principios de año que en esta ocasión, en la mayoría de los casos se ha reducido a una única petición: que se acabe la crisis.

Pero ahora que este año acaba en 13, que su color es el verde esperanza y que hemos superado el fin del mundo maya, propongo que esa lista de principios de año deje atrás el espíritu de supervivencia del que le impregna la crisis y se llene de miles de posibilidades maravillosas.

Porque y si en 2013, como dice la canción, llueven peniques del cielo, y si te reencuentras con un amigo que no has visto hace muchos, muchos años y volvéis a ser como uña y carne y si te hacen socia de Chanel; y si lo dejas todo y montas un negocio de éxito, y si conoces al verdadero capitán Garfio



Y si descubren un chocolate que no engorda y que puedes comer hasta reventar, y si se esfuma de la faz de la tierra la pereza que te invade antes de ir al gimnasio, y si te levantas una mañana con el pelo de Jessica Chastain, y si te regalan una maleta en la cabe todo, todo y todo como en la de Mary Poppins




Y si te toca un viaje al pasado para descubrir a los pájaros dodo, y si encuentras a tus '50 Sombras', y si encuentras esos botines negros perfectos que llevas buscando desde hace meses, y si te regalan algo de Victoria's Secrets, y si te dan un beso a lo spiderman




Todas estas cosas son deliciosamente deseables para este año nuevo y si ocurren, harían muy feliz a muchas personas... Y si no ... no te olvides de que a pesar de que no pase nada de eso, siempre estará abierta esa posibilidad.