16 de enero de 2012

Mi barrio I: Sobrevivir a un frío domingo de invierno

El frío y la nieve han llegado a Madrid. Por fin se ha asentado el invierno en la capital y para Le Crazy la necesidad de guarecerse de las gélidas temperaturas no es incompatible con la posibilidad de disfrutar de un lugar delicioso.

Este post es el primero de una serie que destacará detalles interesantes de mi barrio, que desde las crapulescas traseras de Gran Vía hasta la parte alta de su arteria central (la corredera de San Pablo) esconde lugares mágicos.

En este caso os dejo dos refugios para sobrevivir a una invernal tarde de domingo. El primero viene bien a aquellos que tras un duro día de shopping quieran disfrutar de un café alejados del bullicio de la Gran Vía. En la calle Puebla se encuentra el Café de la Luz, un remanso de paz rodeado de decoración vintage donde disfrutar de buena compañía. Dónde: calle Puebla,8.

El segundo beneficiará a los que paseen por la concurrida Fuencarral. Para ellos, en la cercana plaza de San Ildefonso está el casi recién llegado café Naif, que con su toque industrial, paredes de ladrillo y pizarra y sus grandes ventanales es el refugio perfecto para sobrevivir a un frío domingo de invierno. Dónde: calle San Joaquín,16. Plaza de San Ildefonso.






2 comentarios :

  1. Han esperado a que me vaya yo para abrir Naif... En fin, no pasa nada, ya me llevarás a tomar unas cañitas post-curro. Bechitos! Cris

    ResponderEliminar